Elongación post running

Algo que deberías hacer luego de salir a correr (y también antes) es estirar para prevenir lesiones. Por esta razón, en este post les traemos una mini rutina de elongación para cuando terminen una sesión de running.

Estiramiento de gemelos

Apoya los dedos de un pie contra una pared y con el resto del cuerpo acércate lo mas posible de manera que estires los gemelos. Haz esto durante unos 10-15 segundos con cada pierna.

Estiramiento de cuadriceps

Apoya una mano contra la pared y levanta la pierna contraria hacia atrás. Con la mano que no está apoyada contra la pared, lleva la pierna que levantaste lo más cerca que puedas de tus glúteos. Nuevamente, 10-15 segundos con cada pierna serán suficientes.

Estiramiento de posteriores

Para este ejercicio será necesaria una superficie sobre donde puedas apoyar tu pierna como por ejemplo una silla. Apoya una pierna sobre la silla e inclínate hacia delante para estirar tus posterior. Hazlo durante 10-15 repeticiones con cada pierna.

Estiramiento tocando talones

Siéntate con los talones tocándose entre sí e inclínate hacia delante lo más que puedas. Mantente en posición durante unos 15-20 segundos.

Inclinaciones hacia delante

Este estiramiento es el típico de toda la vida de sentarse con ambas piernas hacia adelante e inclinarte con el torso lo más adelante que puedas, intentando tocar las puntas de tus pies con tus manos. Haz de 10 a 12 repeticiones cortas, intentando llegar un poco más lejos con cada una.

Estiramiento de glúteos

Para este deberás acostarte boca arriba. Levantarás una pierna y la llevarás hacia tu pecho lo más cerca que puedas. Mantén esa posición durante unos 10 segundos y luego haz lo mismo con la otra pierna.

Estos ejercicios te servirán para relajar tus músculos luego de una sesión de running.

Deja un comentario